¡Yo no soy de aquí!

El silencio murmura, un pueblo desconectado, un pueblo solitario, un pueblo que puede contar tantas historias, pero prefiere callar, prefiere no hablar… No está embrujado, pero parece estarlo, tiene historias de superación que contar, pero sólo cuenta tristeza, agobio, ira y dolor…
Y aquí me encuentro yo, en una silla un poco incómoda con una tarde en frente bastante gris, y dejándome envolver por esa nostalgia que asedia y diciéndome a mí misma, nunca te permitas dejarte embrujar, no te permitas tener solo vista para el dolor y la traición; y es que no se vale querer salir adelante, pero no ejecutar y seguir siendo los mismos, esperando cosas diferentes…

Yo no soy parte de esto me dice mi ser y alma; ¡Yo no soy de aquí!

Escrito por

Esposa, futura filóloga y amante de Jesús. Encontré en la lectura y escritura, una verdadera pasión de vida.